Thursday, December 6, 2012

Percy Francisco Alvarado Godoy (part 2)

Transcript of part 2 of interview with Percy Francisco Alvarado Godoy, a former state security agent now working as a journalist and blogger in Cuba. Alvarado was known as Agent Frayle while working for Cuban state security. See video.

Bueno, en mi caso públicamente yo he dicho que trabajé veintidós años, eh, como agente de la Seguridad del Estado, sin embargo solo se conocen mis años de permanencia en Miami, el resto del trabajo es un trabajo que todavía permanece secreto, al referirme a lo que se conoce públicamente, creo que hubo varios logros:

En primer lugar cuando cae el Campo Socialista a fines de la década de los ochenta e inicio de los noventa, tanto Estado Unidos como la mafia terrorista de Miami apostaron por el efecto dominó, es decir, si cayeron los principales países socialistas europeos, caería también la Revolución Cubana.


A partir de ahí, incrementaron sus planes terroristas, sus planes violentos para propiciar la caída del gobierno cubano, basta señalar que en esta década se realizaron, se planearon dieciséis planes de atentados contra Fidel Castro, ocho planes contra otros dirigentes de la revolución, ciento ocho planes de atentados y sabotajes, de los cuales solo once lograron cristalizar.

Han mantenido también una guerra ideológica, sostenida al extremo que en estos momentos se mantienen alrededor de dos mil cuatrocientas horas semanales de transmisión por vía radiofónica, fundamentalmente a través de Radio Marti, también han mantenido horas a través de TV Marti, pero que han sido bloqueadas en Cuba.

Y otro elemento fundamental a partir de los noventa, es el desarrollo de toda una blogosfera contrarrevolucionaria que complementa la guerra mediática contra Cuba, que desarrollan los principales medios de prensa y agencias internacionales.

Como le decía los años noventa constituyeron un punto vital para la supervivencia de la Revolución Cubana, eh la economía cubana al perder sus vínculos con el Campo Socialista, prácticamente colapso.

Puedo decirle que estaba en esos momentos la producción, la capacidad industrial instalada, estaban alrededor del quince por ciento, del diez al quince por ciento, la generación de energía eléctrica se redujo a un nivel insignificativo, el consumo de la población cayo a un cuarenta y seis por ciento.

El comercio disminuyó eh tanto hacia el exterior, como hacia el interior, y por lo tanto nuestro, porque apuesta, nuestro gobierno apuesta toda una serie de medidas donde las cuales principalmente eran: la primera el desarrollo de la industria turística para mover la economía nacional y la segunda permitir, la, abrir las puertas a la inversión extranjera controlada, para desarrollar el país.

El, enemigo obviamente tuvo clara conciencia de que los golpes principales tenían que estar dirigidos en esa dirección, de esta forma las tres organizaciones contrarrevolucionarias que yo logré penetrar en Miami me plantearon planes que coincidían totalmente.

El primero de ellos, preparar condiciones para realizar atentados contra objetivos vinculados a la actividad turística y contra empresas extranjeras acreditadas en Cuba, eh es largo, el relato y un sin número de objetivos, puedo señalarle que el área paramilitar de la fundación Nacional Cubano-Americana me oriento desde el principio a fines de mil novecientas noventa y tres, realizar estudios situacionales de objetivos importantes de la economía cubana.

Estudios de vulnerabilidad, determinar las vías de acceso, ver donde se podía golpear facialmente sin ningún, sin ningún, sin ninguna dificultad, dentro de estos objetivos casi todos estaban vinculados a la actividad económica del país.

Por ejemplo les puedo citar: realice estudios de todas las infraestructuras hoteleras en Ciudad de la Habana y Varadero, detectando aparentemente la vulnerabilidad de colocar explosivos en los lobbys y en estas instalaciones y tal vez el objetivo principal y central de ellos era el famoso cabaret Tropicana.

Donde públicamente durante esta etapa se realizaron tres intentos de atentados, uno en el noventa y tres que lo llevo a cabo el plan de atentado Orfili Pérez Cabrera una persona que y falleció que fue controlado por Luís Zúñiga Reyes, Directivo de la Fundación en aquellos momentos y ahora Directivo del Consejo por la Libertad de Cuba, al cual le asignaron sabotear autos de turismo y le asignaron quemar cañaverales y le asignaron también realizar un atentado contra Tropicana, ese fue un primer plan.

El segundo plan fue el que me encargaron a mí y que estaba dirigido a colocar un, una potente bomba en, a fines de noviembre de mil novecientos noventa y cuatro en el Salón bajo las Estrellas, esta bomba me fue entregada por Luís Posada Carriles en Guatemala, acompañado éste de Gaspar Jiménez Escobedo, la Fundación Nacional Cubano-Americana dirigida en aquel entonces por Jorge Más Canosa, Pepe Hernández, Francisco José Hernández Calvo y otros directivos, con los que me relacioné como Salvador García Cordero, Orlando Salvador García Cordero, el difunto Arnaldo Monzón Plasencia, también Alfredo Domingo Otero que era mi oficial superior, Luís Zúñiga Rey.

Bueno estas personas eh me estuvieron dando indicaciones sobre la selección del objetivo y finalmente bueno el plan contra Pasada fue previsto por Pepe Hernández, quien propició el encuentro, el atentado contra Tropicana propició el encuentro entre Posada, Gaspar Jiménez Escobedo y yo, quienes me entrenaron, me dieron los explosivos que vinieron a Cuba con esa finalidad.

Es interesante sobre esa época que además de las instalaciones turísticas como Tropicana, los principales hoteles que después fueron saboteados por mercenarios centroamericanos, también habían otros objetivos vinculados a la generación eléctrica, y yo por orden de ellos, realice estudios de la Termoeléctrica Antonio Maceo de Matanzas, de la Termoeléctrica del Mariel, de la Termoeléctrica de Cienfuegos, de la Termoeléctrica de Talla Piedra aquí en la Habana, es decir cortar la generación eléctrica para ellos era fundamental y vital.

También se interesaron por estudiar la vulnerabilidad de los principales centrales azucareros, fabricas de azúcar en toda la región occidental de la isla, estudio de presas y micro presas, con la finalidad de ver la posibilidad de afectarlos mediante la introducción de elementos de guerra biológica.

También hubo otros dos objetivos económicos como fue, fueron las refinerías, me falto señalar la Termoeléctrica de Santa Cruz del Norte y dentro de la Refinería bueno la refinería Ñico López aquí en la Habana, la refinería de Cienfuegos y también la Fábrica de Cemento del Mariel, esos eran los objetivos desde el punto de vista económico.

Obviamente tenían también, bien determinado, algunos objetivos económicos también, como era la base de súper tanqueros de Matanzas y la Terminal de azúcar a granel, a lo que se sumó el estudio y localización por GPS, filmación, elaboración de croquis y fotografía de otros objetivos relacionados con la vida social y política del país.

A mi me correspondió hacer estudio del Hospital CIMEQ y de la Clínica Cira García, con vistas a sabotearlas, una clínica que atiende fundamentalmente a personal diplomático y a turistas extranjeros.

También me orientaron hacer un estudio del Palacio de las Convecciones para colocar potencialmente en el interior aparatos explosivos en el momento que ocurriera algún evento y me orientaron igualmente detectar, filmar, localizar por GPS una supuesta casa de Fidel en la calle doscientos veintidós. También Villa Marista, la Plaza de la Revolución, la sede del Ministerio del Interior y otros objetivos de la vida política.

Es interesante que siempre hubo por parte de mis oficiales más directos en este caso, Francisco José Hernández Calvo, el interés de realizar incursiones, eh, por vía marítima y fundamentalmente contra la Termoeléctrica Antonio Maceo de Matanzas, que es la termoeléctrica más nueva construida por la revolución.

Se manejaron alternativamente varios planes, uno de ellos debía de ocurrir en diciembre de mil novecientos noventa y tres específicamente el veintitrés de diciembre de mil novecientos noventa y tres.

Según lo que se había acordado yo iba a recibir una llamada telefónica desde Canadá, una llamada tripartita donde se me avisaría el día que yo saldría eh, de Jaimanitas un pueblo costero aquí al este de la Habana, al oeste de la Habana., perdón.

Saldría siguiendo el norte franco y luego de pasar las doce millas me encontraría con dos lanchas rápidas que me abastecerían de propagandas enemigas, explosivos C-4, detonadores, dos revólveres treinta y ocho y una pistola llama con silenciador, este plan se frustro.

Y sobre este plan hago dos reflexiones, la primera para que la pistola llama calibre veintidós, con silenciador, la Fundación pensaba que obviamente si nosotros colocábamos todos estos explosivos, más los ocho medios incendiarios que nos iban a dar en cines y teatros de la Ciudad de la Habana a las nueve de la noche del día veintitrés de noviembre de mil novecientos noventa y tres y en hoteles, los explosivos en hoteles, casualmente los mismos hoteles que posteriormente fueron atacados por los mercenarios centroamericano.

Entonces llama la atención que estas personas querían realizar un evento de una gran envergadura, una gran envergadura que fue realmente frustrado por nuestros órganos de la Seguridad, por nuestros combatientes del Ministerio del Interior y generalmente por la participación de toda una serie de factores, ese plan no se dio, hubiera sido el plan más dañino que se hubiera puesto contra la revolución cubana.

Y luego vino el plan de Tropicana que le dije que yo participé en el segundo plan, era colocar otra gran cantidad de C-4 en el Salón bajo las Estrellas, donde posiblemente iban a morir centenares de turistas de distintos países, si mal no recuerdo estaba estipulado que la bomba se pusiera el veintinueve de noviembre de mil novecientos noventa y cuatro.

Investigaciones hechas por mi posteriormente, indican que a metros de donde se iba a colocar la bomba habían ochenta y cuatro ciudadanos norteamericanos, que hubieran muerto o hubieran sido heridos de haber sido yo un mercenario y no un luchador antiterrorista.

Y perdón, la tercera, el tercer plan fue el que fue enviado por el protector de Posada Carriles, eh, Santiago Álvarez en el dos mil uno que mandó a Yosbany Solís y a otros dos mercenarios para colocar una bomba en Tropicana, ese fue también el tercer plan, no quiere decir, y eso es bueno que el público norteamericano lo sepa, que no existen otros planes, ha habido otros planes, que hemos contrarrestado y en su momento serán públicos.

Eh, le comentaba que en estos momentos el gobierno norteamericano, la Agencia Central de Inteligencia de los Estados Unidos y los Grupos Terroristas en Miami están preparando opciones violentas contra Cuba.

El gobierno norteamericano tiene planes alternativos de invasión preparados, están apostando a imitar en Cuba la experiencia de Libia y están creando mediáticamente y a través de estas provocaciones de la contra revolución interna una percepción internacional para que la OEA y otros organismos internacionales traten de realizar una acción violenta contra Cuba, eso no se descarta.

Como también le voy a decir un elemento nuevo, actualmente la SINA, la USAID y es bueno que ellos sepan también que Cuba conoce estos elementos, la USAID no solamente se dedica a fabricar mercenarios, sino que está realizando ahora en estos momentos una fuerte actividad de espionaje contra Cuba, contra nuestros dirigentes, contra objetivos de la economía cubana y contra funcionarios diplomáticos de los países del Alba, acreditados en Cuba.

Desde que salió Faralá (?) y entro Joan Capio (?), actualmente han incrementado este perfil de espionaje con el equipo que tienen con (Joaquin) Monserrat y (Michael) Parmly y están apostando también por la labor de espionaje, es decir que en el contexto actual tenemos, el apoyo de la disidencia a la llamada disidencia, de su mercenarismo interno a través de la USAID y de otras partidas secretas que no conoce el contribuyente norteamericano.

Sobre todo para realizar actividades de guerra sucia y que no están dentro de estas partidas que descongelo (Sen. John) Kerry, también están planes sumamente peligrosos contra Cuba.

Han realizado, recientemente la flotilla, el primero en alertar sobre los peligros traía, traería la flotilla no solo para Cuba, sino para Estados Unidos fui yo, en un articulo que salió en el Herald, incluso Juan Tamayo me entrevistó y decía que el gobierno de Obama y Cuba tenemos enemigos comunes y nuestros enemigos comunes son la ultra derecha norteamericana y la mafia terrorista de Miami.

No comments: